lunes, 25 de septiembre de 2017

Jabones viejos

Hay mil ideas para reciclar jabones en la web.  En su momento probe a hacer uno completo con los restos de otros y no quedó nada mal.


El caso es que a veces compro jabones pensando que me van a gustar, y luego resulta que son demasiado duros, o no me gusta la espuma que hacen, o simplemente no dan el resultado que esperaba.   Y con esos no tiene sentido hacer otro jabón, que tampoco me va a gustar.


Podría tirarlos, son baratos.  Pero soy anti-tirar cosas que pueden ser utilizadas todavía. 


Estudié hacer gel de ducha, pero tampoco tiene demasiado sentido.  La electricidad/gas que gastas para hacerlo es más de lo que te cuesta un jabón o un gel.  Y tampoco tiene sentido hacerlo con jabones que no me gustan.




Así que he optado por rayarlos y añadirlos al jabón que uso para la ropa.  ¡Buf, vaya sudada para rayar todo esto!  Y aun me queda para otra tanda.



Sorprendentemente me está funcionando muy bien.  Simplemente lo meto dentro de la caja de los polvos para lavar ropa y se mezclan. He observado que las manchas salen mejor, y no me queda nada de restos de jabón.

Hay que ver lo que vamos descubriendo...

No hay comentarios:

Menina acabada

Bueno, al final, me decidí a terminar la menina.  Si no le quedaba apenas nada... Lo difícil ha sido enmarcarla.  Dejar la tela completa...